13 abril, 2024

Primicias de la política, empresariales y de la farandula

Los sellos octogonales en la comida chatarra y las bebidas endulzadas, triunfo de la sociedad civil: Cajar 

Un año y medio después de promulgada la Ley 2120 del 2021 la sociedad civil logra los sellos octogonales como etiquetado frontal de advertencia en la comida chatarra y las bebidas endulzadas. 

Cuatro años de intensa lucha en nombre de la sociedad civil libraron las organizaciones defensoras de derechos humanos para que Colombia adoptara medidas contundentes, como los sellos frontales de advertencia octogonales en alimentos ultraprocesados y bebidas endulzadas, que permitieran contribuir con la salud de la población colombiana. 

La Ley 2120 del 2021, sancionada el 30 de julio del 2021, es decir hace 1 año y medio, obtuvo de manera parcial un avance para promover entornos alimentarios saludables, garantizando el derecho fundamental a la salud, especialmente de las niñas, niños y adolescentes, con el fin de prevenir la aparición de Enfermedades No Transmisibles. 

Los sellos octogonales garantizan la disposición de acceder a información clara, veraz, oportuna, visible, idónea y suficiente, sobre componentes de los alimentos a efectos de fomentar hábitos alimentarios saludables. 

El Cajar deja como precedente que la interferencia de la industria había impuesto unos sellos circulares, negros, que distorsionaban la advertencia frontal en paquetes, galletas, y bebidas endulzadas y que deben retirarse del mercado. 

Declaraciones de Jomary Ortegón, presidente del Cajar y vocera de la campaña Dulce Veneno: el antídoto es la verdad.  

“Gracias al inmenso trabajo ciudadano hoy se logró que la ministra Carolina Corcho firmara la resolución que finalmente implementa el etiquetado frontal y octogonal de advertencia. 

“Es una demuestra que juntos y juntas podemos vencer la interferencia de la industria y formular políticas públicas que sean coherentes con el derecho a la salud y la alimentación de la ciudadanía”.