24 mayo, 2024

Primicias de la política, empresariales y de la farandula

Al oído y en voz baja… Yineth Bedoya rechazó el perdón del Estado

  • La periodista Yineth Bedoya no aceptó el perdón público del abogado Camilo Gómez Alzate a nombre del Estado, pues dijo que «es lamentable, teniendo en cuenta la gravedad» de las agresiones que sufrió. 

  • Luego, en una conferencia de prensa en la sede de la Fundación para la Libertad de Prensa, Bedoya Lima dijo que «ese perdón parcial que ofreció el Estado hoy es una bofetada más. Es como el hombre que golpea a su mujer y al día siguiente le dice que la quiere, que es que estaba de mal genio». 

  • Bedoya Lima le pidió a la Corte Interamericana de Derechos Humanos que «se ordene al Estado Colombiano romper el pacto de impunidad que ha rodeado mi caso durante casi 20 años». 

  • Dijo que «es esencial investigar la relación entre las redes de criminalidad cuyo funcionamiento en la cárcel La Modelo fue denunciada a través de mi trabajo periodístico, con los hechos de amenazas, agresiones, tortura y violencia sexual que sufrí y sigo sufriendo en la actualidad», señaló. 

  • Bedoya pidió como reparación la investigación y sanción de todos los niveles de responsabilidad, y medidas de seguridad para ella y su mamá. 

  • También demandó el cierre de la cárcel La Modelo de Bogotá, y medidas para la investigación de amenazas en contra de periodistas y la producción de datos oficiales sobre la violencia contra las mujeres y la prensa. 

  • Sin embargo, la defensa reiteró en su intervención que «cerrar la cárcel no es viable» y en su lugar propuso la construcción de un espacio de memoria para las víctimas de violencia sexual, pero en otro espacio. 

  • Durante la cuarta y última audiencia ante la Corte-IDH, Gómez Alzate -director de la Agencia Nacional de Defensa Jurídica del Estado, se refirió a los hechos ocurridos el 25 de mayo de 2000 frente a la Penitenciaría Nacional Modelo de Bogotá. 

  • Pero miren la frase de Camilo Gómez en la CIHD: «El 25 de mayo de 2000 la periodista acudió a la cárcel La Modelo, de Bogotá, sin haberle informado al Estado como se había sugerido. Teniendo en cuenta lo señalado, la Corte IDH deberá resolver: si a la luz del estándar antes mencionado se puede responsabilizar al Estado por la violación del deber de prevención frente al secuestro, tortura y violencia sexual de los que fue víctima Jineth Bedoya«, explicó. 

  • El funcionario dijo que los relatos de la comunicadora «son desgarradores, sin duda estremecen el alma y representan el dolor de muchas mujeres que han sufrido hechos tan atroces como los que sufrió Jineth Bedoya. También es una voz que se levanta en defensa de la libertad de prensa en Colombia».