29 octubre, 2020

Primicias de la política, empresariales y de la farándula

Una propuesta que garantiza el acceso a los alimentos de manera equitativa

@ConcejoMedellin @QuinteroCalle @luisbernardov

Medellín tendrá política pública para favorecer la cadena de distribución Agroalimentaria, una propuesta que beneficiará al productor, y por supuesto al consumidor final, garantizando mejores precios, mejor calidad de los alimentos, y una mayor seguridad alimentaria para las poblaciones de menos recursos económicos.

Organizar los procesos de abastecimiento que existen en Medellín, mediante un Sistema Agroalimentario que permita garantizar beneficios para toda la cadena de producción, es el objetivo del Proyecto de Acuerdo radicado por el presidente del Concejo de Medellín, Luis Bernardo Vélez Montoya, por medio del cual se adopta la Política Pública del Sistema Agroalimentario para Medellín.

Los concejales Dora Cecilia Saldarriaga y Jhon Jaime Moncada son ponentes de este proyecto coordinado por Vélez Montoya. Este proyecto llega en el momento oportuno y se plantea, además, como una alternativa para enfrentar las dificultades que la pandemia provoca en la ciudad, en términos de seguridad alimentaria de la población más vulnerable.

Sumado a esto, se trata de mitigar los efectos que impactan a quienes son los encargados de cosechar y producir los alimentos. De acuerdo con datos del Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo, las estimaciones actuales indican que cerca de 690 millones de personas en el mundo padecen hambre, que corresponde al 8,9% de la población mundial; y a nivel local, según el DANE, en el año 2016 Antioquia se situaba como el noveno departamento con más muertes por desnutrición, con un total de 17 fallecimientos registrados. Y la situación tiende a agravarse, ante la quiebra de empresas, el consecuente desempleo y los efectos sociales que el COVID-19 deja a su paso.

Para Luis Bernardo Vélez Montoya, proponente del Acuerdo, la Política Pública busca aunar esfuerzos hacia un mismo fin, que permitan articular lo local, lo regional y lo Nacional, de tal manera que se puedan brindar oportunidades en igualdad de condiciones a los actores implicados en la cadena de distribución que participan del Sistema Agroalimentario.

Gracias a la articulación y fortalecimiento entre la Administración Municipal, el Área Metropolitana y la Gobernación de Antioquia, los procesos de abastecimiento podrán ser más justos y eficientes, aumentando con esto el consumo local, la autosostenibilidad, y un impacto socio- económico alto para un alto porcentaje de habitantes de la ciudad.

“Cuando los productos salen de mi cultivo pasan por muchas manos, lo vendemos a comisionistas que se encargan de repartirlo a tiendas, plazas y supermercados, y finalmente, a nosotros no nos toca ni una tercera parte del valor final del producto”, lamenta Albeiro Cano, agricultor del corregimiento de San Cristóbal.

Mientras que el consumidor paga un porcentaje mayor, que en muchas oportunidades lo deja en precarias condiciones para la adquisición de estos productos.

Implementación del Acuerdo  

Para cumplir los objetivos planteados, el Proyecto de Acuerdo propone la instalación de una mesa consultiva de abastecimiento, integrada por la Administración Municipal, representantes de la sociedad civil, la academia, la empresa privada, los bancos de alimentos, representantes de la Agencia para la Gestión del Paisaje, el Patrimonio y las Alianzas Público Privadas, y representantes de las Instituciones de carácter departamental y nacional.

También promueve la cooperación entre los campesinos y los comercializadores, la generación de circuitos cortos de comercialización (para que los agricultores vendan más cerca de sus casas), el fortalecimiento de los pequeños productores y comercializadores y generar incentivos a empresarios que apoyan la compra local.

En el último informe del Plan de Abastecimiento y Distribución de Alimentos de Medellín, solo el 3% de los alimentos que se consumen anualmente en el municipio provienen del Área Metropolitana del Valle de Aburrá; un 26% proviene del resto de municipios de Antioquia, el 34% del Valle del Cauca, Tolima, Cundinamarca, Caldas y Códoba; y el 34% restante de otros lugares del país y por la vía de importaciones.

Desde la construcción del Plan de Desarrollo Medellín Futuro 2020-2023 el concejal Vélez Montoya priorizó como tema fundamental en la ciudad, la lucha contra el hambre. Un propósito que no se puede olvidar y que es un compromiso con la ciudadanía.

“Esta Política Pública del Sistema Agroalimentario tiene que impactar de forma efectiva el abastecimiento de alimentos en la ciudad y enfocarse en la garantía de derechos humanos de la población”, destacó el presidente del Concejo, y advirtió que esta propuesta beneficia a todo el sistema y fundamentalmente contribuye en fortalecer la seguridad alimentaria en las poblaciones más vulnerables.

Video de Luis Bernardo Vélez, presidente del Concejo.