Recomendaciones ante la ocurrencia de incendios de cobertura vegetal @Corantioquia @Areametropol

 

  • El Área Metropolitana del Valle de Aburrá y Corantioquia recomiendan a la ciudadanía no motivar siembras de árboles en sitios afectados por incendios de cobertura vegetal.

  • Las autoridades ambientales explican que antes de volver a sembrar es necesario cumplir con el protocolo de recuperación y restauración.

  • En lo transcurrido de la presente temporada seca de 2019 se han presentado 190 incendios de cobertura vegetal en el Valle de Aburrá.

El daño que genera un incendio de cobertura vegetal tiene serias afectaciones en los suelos, por lo cual necesario cumplir distintos protocolos antes de volver a sembrar. Por ello, El Área Metropolitana del Valle de Aburrá y Corantioquia recomiendan a la ciudadanía no motivar siembras de árboles en sitios afectados por este tipo de incendios.

Una vez los terrenos afectados recuperen su primera capa vegetal, se hayan esparcido las cenizas y las condiciones ambientales garanticen que las especies que se establezcan allí van a sobrevivir, estas entidades desarrollarán las campañas de recuperación de los cerros de la mano de otras organizaciones y la ciudadanía. 

Las altas temperaturas generadas por un incendio causan que las capas de suelo queden totalmente consumidas; sumado a la ausencia de lluvia durante las últimas semanas, implica que no sea posible generar material vegetal de forma inmediata, pues el suelo, estresado después del incendio, es incapaz de filtrar agua. Por lo tanto, deben cumplirse distintos protocolos que evalúan duración, área, afectación de la vegetación, calidad del aire, salud pública, suelo, agua, fauna y aspectos socioeconómicos locales.

El Área Metropolitana del Valle de Aburrá es la primera entidad de su tipo en construir y aplicar el Protocolo de Evaluación de Impactos Ambientales, el Protocolo de Valoración Económica, y el Protocolo de Restauración y Recuperación, los cuales tienen por objeto hacer una caracterización mediante la evaluación y el monitoreo de los incendios de cobertura vegetal que se presentan en el territorio.

190 incendios en esta temporada
En lo transcurrido de la presente temporada seca se han presentado 190 incendios de cobertura vegetal, todos reportados al Área Metropolitana del Valle de Aburrá por parte de los cuerpos de bomberos. Según informes técnicos, hasta el primer semestre del año las áreas más susceptibles fueron el cerro Quitasol, el cerro Pan de Azúcar y áreas forestales de Copacabana y Girardota.

No obstante, los días 3 y 5 de septiembre de 2019 se presentaron incendios de capa vegetal en el cerro de Las Tres Cruces, atendidos por Bomberos Medellín, el Departamento Administrativo de Gestión y Atención de Desastres (DAGRD) y la Defensa Civil, con el apoyo del Área Metropolitana del Valle de Aburrá a través del proyecto SIATA, quien puso a disposición drones, cámaras térmicas y toda la tecnología para ayudar a la extinción del incendio.

Audio Eugenio Prieto

Audio Ana Ligia Mora

De acuerdo con la información suministrada por el DAGRD y la evaluación técnica de Corantioquia y el Área Metropolitana, los incendios, que afectaron 16.9 hectáreas, fueron provocados intencionalmente. Sin embargo, en la superficie del área quemada se encontraron envases de vidrio, latas y otros residuos que pueden actuar como fuentes de ignición. Cabe resaltar que en el cerro de Las Tres Cruces no se habían presentado incendios de cobertura vegetal desde mediados del año 2015.

Recomendaciones a la ciudadanía:

El Área Metropolitana de Valle de Aburrá y Corantioquia agradecen el interés de los ciudadanos por ayudar a restablecer las condiciones ambientales de las áreas afectadas, y los invitan a estar atentos a los llamados de las autoridades para que se sumen en el momento propicio para el establecimiento de la nueva cobertura vegetal, la cual debe ser con especies apropiadas, resistentes al fuego y con diseño de barreras cortafuegos. 
Por el momento, hacen las siguientes recomendaciones:
No realizar quemas de residuos sólidos ni vegetales.

  • No arrojar colillas de cigarros en zonas verdes.

  • No realizar fogatas.

  • No arrojar botellas de vidrio o latas, pues estas actúan como efecto lupa.

  • No realizar quemas para el establecimiento de cultivos.

  • No arrojar materiales inflamables o encendidos.

  • Evitar fumar en bosques o pastizales.

Así mismo, ambas entidades invitan a los habitantes del Valle de Aburrá a informar o denunciar señales de incendios o de personas que quieran provocarlos, para así mitigar los impactos negativos de estas acciones. (Imágenes Corantioquia).