Matar a ‘C’

El dañino revanchismo entre la Corte Suprema de Justicia y el expresidente Álvaro Uribe no termina.

Por María Isabel Rueda (foto) 

La chivosa entrevista por televisión de Juan Roberto Vargas, director de ‘Caracol Noticias’, con el presidente de la Corte Suprema de Justicia, José Luis Barceló, y el presidente de su sala penal, Luis Hernández, es el ejemplo de unos magistrados descriteriados, quejosos y victimizados que acuden a la televisión para hacer lo mismo que critican.

¿Qué dicen los magistrados? Suena contradictorio, pero usaron las cámaras de TV para quejarse de los procesos mediáticos que resultan sobredimensionados por los inevitables avances tecnológicos de las redes.

Sostienen que sabían, desde que le abrieron investigación a Uribe, que iban a ser víctimas del desprestigio, “y lo sabíamos por lo que pasó años atrás, cuando a la Corte le metieron un micrófono”. Un recorderis de la animadversión contra Uribe.
¿Para qué traer a colación este repudiable incidente, que ya creíamos superado? Porque el motivo de la entrevista era el de justificar lo injustificable; que después de que a ellos los chuzaron, ahora los critican por chuzar el teléfono de Uribe. Durante nueve meses le notificaron al excongresista Milton Córdoba por el teléfono de Uribe las diligencias de la Corte en un proceso abierto por el ‘cartel de la toga’. ¿Y así esperamos que la justicia funcione? (Lea la columna).