27 noviembre, 2021

Primicias de la política, empresariales y de la farandula

¿Martínez, el mejor arquero de la Copa América?; La Conmebol premia y estimula el juego sucio

@CONMEBOL 

¿Cuáles lecciones nos deja esta Copa América? 

Mire a ver si las encuentra. Arbitrajes sospechosos, mal intencionados y amañados. 

Horrorosos como el de Néstor Pitana en el partido de Colombia frente a Brasil. Violando el reglamento validó el gol de los brasileños cuando perdían 1 a 0, luego de haber intervenido y colaborado directamente con un pase gol que terminó en la anotación de los cariocas. 

Pitana no pitó más en la Copa América, pero ya le vendrá la compensación de la Conmebol. Se la merece porque hizo su tarea encomendada por la Conmebol, proteger a Brasil.

Y ni qué decir de la actuación del juez venezolano Jesús Valenzuela, en el partido de Colombia frente a Argentina.  

Durante los 90 minutos este árbitro permitió que los gauchos dieran zapato de lo lindo. Fue laxo y complaciente en el desarrollo del partido. 

Y en el cobro de los tiros de los 12 pasos, permitió que el arquero gaucho Emiliano Martínez intimidara a los cobradores colombianos hasta con frases y acciones grotescas que le merecieron, primero la tarjeta amarilla y luego la roja, según los expertos. Le dio miedo aplicar el reglamento. 

Para completar, en el acto de reconocimiento que le hizo la Conmebol, Martínez repitió su acción grotesca. 

Video del error de Pitana. 

Video celebración de Martínez. 

Video de los penales de Emiliano Martínez. 

Lo demás es historia. 

La Conmebol perdió la oportunidad de dar una lección de respeto a las normas, de dignificar el fútbol y de limpiar una trayectoria de esta entidad, vinculada con no pocos escándalos de indecencia y corrupción. 

Después la Conmebol pedirá juego limpio, respeto en la cancha y que el fútbol se convierta en un medio para educar, y sembrar la armonía dentro y fuera de las canchas. Pero la realidad nos enseña otra cosa.  

Según la Conmebol, el juego sucio sí paga.