20 junio, 2021

Primicias de la política, empresariales y de la farandula

Llamado de la Cámara Colombiana de Infraestructura: la prioridad es terminar con éxito obras de Hidroituango

@Hidroituango  

• Como gremio de la infraestructura respetamos las decisiones de los órganos de control del Estado, máxime si se trata de velar por el buen uso de los recursos y bienes públicos.  

• Hacemos un llamado para que la prioridad sea culminar con éxito el proyecto. Como gremio de la infraestructura respetamos las decisiones tomadas por los órganos de control del Estado, más aún cuando se trata de velar por el buen uso de los recursos y bienes públicos. Nos preocupa, no obstante, los efectos que pueden desprenderse de la decisión tomada, recientemente, por la Contraloría General de la República, en el sentido de abrir investigación para determinar si hubo o no actuaciones irregulares por parte de compañías ejecutoras del proyecto y, de la misma manera, establecer si se generó un detrimento patrimonial en el departamento de Antioquia y el municipio de Medellín. Decisiones como estas, pueden llevar a la parálisis de la obra, lo cual generaría un riesgo en las comunidades asentadas aguas abajo del proyecto, y de igual forma, retrasaría la mitigación de los impactos ambientales y comprometería, muy probablemente, la estabilidad energética del país. La medida cautelar, se constituye en un duro revés para las empresas vinculadas al proyecto. Se trata de firmas emblemáticas que representan lo más destacado de la ingeniería colombiana, compañías con gran experiencia y reconocimiento a nivel nacional e internacional. Un caso concreto es Integral, compañía que, a lo largo de sus 65 años de trayectoria, ha estado presente en los proyectos más importantes de ingeniería de Antioquia, Colombia y Latinoamérica. Hacemos entonces un llamado para que la prioridad sea finalizar con éxito el proyecto, sin perjuicio de que, una vez finalizada la obra, se surtan las investigaciones según lo presupuestado por la Contraloría, esto con el fin de no poner en riesgo su cronograma de ejecución.