3 Agosto, 2020

Primicias de la política, empresariales y de la farándula

Hotelería de Medellín, en cuidados intensivos

@hoteldann

Uno de los sectores de la economía de la ciudad y del país más golpeados por esta crisis del coronavirus es el de la hotelería.

Algunos hoteleros le comentaron a El Reverbero de Juan Paz que los hoteles tuvieron que cerrar obligados por falta de huéspedes, parcialmente en marzo a partir del 16 del mes, y totalmente los meses de abril, mayo y junio con cero ingresos, con pérdidas gigantescas y con compromisos ineludibles.

En el caso particular de los hoteles Dann, en una decisión titánica con accionistas y Junta Directiva se abrieron los de Medellín y el San Fernando Plaza, Cali y Barranquilla a partir del 1 de julio, con la esperanza de la apertura de los aeropuertos, lo cual no se pudo dar.

En esta cadena de hoteles no se han tomado decisiones de suspender contratos, ni licencias sin remunerar, ni de liquidar personal. Pero el sector de la hotelería en general está asfixiado.

Paras no tomar nuevas acciones, la única esperanza es una prolongación de la ayuda del Gobierno en la nómina, una reactivación económica contundente y sobre todo la apertura de los aeropuertos así sea inicialmente en vuelos domésticos, cuando baje la curva.

Como consecuencia del estancamiento del sector, en lo que va de la emergencia por la Covid19, la hotelería del país ha dejado de percibir ingresos por cerca de 4.5 billones de pesos por concepto de la prestación del servicio de alojamiento, ventas de alimentos y bebidas y la realización de eventos.

Según Cotelco, las regiones de Bogotá, Antioquia, Cartagena y Magdalena son las más afectadas con reducción de ingresos superiores al medio billón de pesos. De igual forma, San Andrés, Valle del Cauca, Meta Quindío, Atlántico y Santander se registran altos impactos en materia de disminución de ingresos.

Ahora, como se sabe, las aerolíneas son un soporte muy importante para la reactivación del mundo corporativo y empresarial. Por eso muchas naciones del mundo lo primero que están haciendo es rescatar las aerolíneas y reactivar el mayor número de vuelos posibles.

Además, las aerolíneas han demostrado que existe la tecnología en los aviones de pasajeros que permite depurar el aire y el ambiente en un 99.9% libre de bacterias.

Es importante ratificar que el 70% del mundo siguió activo en vuelos domésticos, distinto a lo que pasó en Colombia sin aerolíneas y aeropuertos cerrados. Prueba de ello es que el mes de Julio, los hoteles abiertos no lograron superar el 2% de ocupación.

Para completar, se mantienen los impuestos locales como son Industria y Comercio, Impuesto Predial entre otros y no hay pronunciamiento alguno de ayudas en este aspecto.

La excepción de IVA para huéspedes de nada sirve, primero porque no hay clientes y segundo, era una opción descontable de la hotelería y ya no existe. Por lo tanto, esa ayuda no es real para el sector.

Por todo esto, la propuesta es que la ayuda a la nómina debería extenderse hasta diciembre 31 y que ojalá no sea inferior al 50% con base al salario mínimo. Y puede ser orientado directamente al sector turístico, ya que ha sido el de mayores aportes en los últimos años y es el más golpeado en la actualidad.

Esta ayuda, claro está, es para los hoteles que han hecho el esfuerzo mancomunado de mantener a los empleados.

Anuncios