19 junio, 2021

Primicias de la política, empresariales y de la farandula

EPM Afinia será rentable después de 2023

@EPMEstyamosahi @QuinteroCalle @AlcaldiadeMed 

En una interesante entrevista con Valora Analitik , la gerente de EPM Afinia, Blanca Liliana Ruiz, hizo importantes revelaciones sobre la compañía que gerencia desde hace seis meses. 

Como se sabe, Afinia es la filial de EPM, que presta el servicio de energía en la costa norte de Colombia y que adquirió parte del negocio que dejó Electricaribe. Le presta el servicio de energía eléctrica a 1,5 millones de clientes en los departamentos de Bolívar, Cesar, Córdoba, Sucre y 11 municipios del departamento de Magdalena.  

Blanca Liliana Ruiz La ejecutiva detalló cómo han mejorado los indicadores de temas como la confiabilidad del sistema y el recaudo después de años de descuido del anterior operador.  

Las metas de largo plazo que tiene la gerente de Afinia son: Aumentar el recaudo en 20 puntos, mejorar la calidad de servicio e invertir $4 billones en los próximos cinco años.  

En el frente técnico el reto más grande que ha asumido la empresa es garantizar la prestación del servicio, al tiempo que aumenta las brigadas de atención en 35 % para hacerle mantenimiento intensivo al sistema.  

Asimismo, le dijo a Valora Analitik, atender daños de manera más oportuna y mejorar la calidad y los tiempos de la atención al usuario por casos como daños en las acometidas a las viviendas o comercios.  

Para atender esas realidades en una zona que no tuvo la atención y el mantenimiento adecuado durante muchos años, Afinia empezó a ejecutar el plan de inversión con desembolsos por $118 mil millones entre octubre y abril.  

Ese presupuesto, explicó, se financia con recursos propios de Afinia, aunque no descarta que se pueda lograr mediante deuda.  

En el escenario base revelado por la gerente de Afinia en la charla con Valora Analitik se aseguró que, por la complejidad de la recuperación del negocio, no se espera que la empresa sea rentable en el primero y, tal vez, tampoco en el segundo año.  

En esos dos periodos, dijo, los objetivos serán: mejorar la confiabilidad, expandir el sistema, lograr el aseguramiento del servicio y combatir el retraso del servicio que en la zona era “infinito”.  

Reveló que Afinia tenía en octubre, al recibir la operación, un déficit operacional de $50 mil millones mensuales, que no se ha revertido por su complejidad, pero que sí ha disminuido.  

“Era impensable que en el primer año o en el segundo año se lograra revertir ese déficit y lograr ser rentables”, advirtió.  

En el año 2020, dijo la ejecutiva de Afinia, se bajó en 18 % la interrupción del servicio de energía -que representa unas 20 horas-.  

Para el caso de 2021, a marzo, se ha disminuido en 7 %, es decir, una hora adicional de menores cortes de energía.  

La vocera explicó que sigue habiendo interrupciones programadas para mejorar los indicadores y se ha comunicado a la comunidad para que entienda las implicaciones de ello para mejorar el servicio.  

Uno de los indicadores en los que más insistió Blanca Liliana Ruiz fue que en 2020 cayó en 50 % (y en 2021 en 20 %) la agresión a las plantillas de la empresa por parte de la comunidad, así como el cierre de vías para reclamos de los habitantes.  

Los niveles de recaudo mejoraron del 75 % en octubre de 2020 y a 84% en diciembre.