20 septiembre, 2021

Primicias de la política, empresariales y de la farandula

Angustiosa denuncia de una fiscal por congestión y falta de recursos para trabajar

@FiscaliaCol @IvanDuque 

La fiscal Consuelo García Andrade, quien lleva 28 años vinculada a la Fiscalía, prendió esta mañana las redes sociales y desató una gran polémica por sus denuncias ante el abandono y congestión de su despacho. 

Desesperada frente a la falta de respuesta a sus peticiones, fiscal sexta seccional de la Unidad Primera de Patrimonio Económico, Consuelo García Andrade (foto), decidió utilizar las redes sociales para hacerse escuchar. Su situación es similar a muchos otros despachos judiciales y refleja la congestión judicial en todo el país por la falta de recursos para superar esa situación. 

La fiscal García Andrade denuncia la excesiva recarga laboral en que se encuentran por falta de personal y material de apoyo para su trabajo. Carga que, según muestra y dice, le está generando problemas de salud, como una alergia en todo el cuerpo, según se ve en uno de sus videos. 

Son varios los videos en los que la fiscal García Andrade denuncia que a su cargo tiene un poco más de 4 mil procesos represados, lo que la ha llevado incluso a pagar de su bolsillo el servicio de un ayudante para que la apoye desde su residencia, y dijo que eso lo hacen casi todos los fiscales, por la falta de colaboración de la Fiscalía General de la Nación. 

“Estoy enferma, estoy estresada y no alcanzo a dormir y descansar. Todos los sábados y domingos estoy dedicada a estudiar los procesos, yo le envié a usted una carta muy respetuosa para que usted me ayudara porque soy la única fiscal que tiene fraudes procesales, los procesos son grandes, voluminosos (…) Tengo una asistente que es buena, pero ella materialmente no alcanza, estoy pagando de mi bolsillo a una persona, como lo hacen todos los otros fiscales porque la Fiscalía no nombra asistentes técnicos, notificadores”. 

A esta crítica situación, añade la fiscal García que “la Fiscalía no da papel ni me ha dado a ni una cámara para poderme conectar a las audiencias, me toca desde mi celular”. 

La fiscal denuncia que el funcionario Luis Alexander Bermeo, a quien dirigió un oficio e hizo caso omiso sobre la situación y agregó que “yo respetuosamente pido que haya una redistribución de mi carga, por favor me estoy enfermando, estoy a punto de enloquecerme (…), Me siento supremamente mal, no tengo una oficina acorde… no tengo por donde caminar, materialmente me están haciendo daño todos estos procesos”. 

García Andrade es una fiscal que lleva 28 años de servicio trabajando en la Fiscalía General de la Nación y muy a pesar de estar próxima a su pensión, el exceso de trabajo no le permite llevar una vida normal. “No puedo más (…) Esto lo voy a hacer público porque usted no me contestó, usted no me dijo a mi nada absolutamente nada del oficio que publiqué en el chat de los fiscales”, le dijo a Luis Alexander Bermeo.