La traición de ‘Trichi’


La Farc debería aceptar que uno de sus miembros se descarrió.

Por María Isabel Rueda (foto)

Asombra que Jesús Santrich o Seuxis Paucivas, o ‘Trichi’, en el mundo de los “televisores”, sea o tan criminal, o tan bruto, o ambas cosas. Porque después de recibir del gobierno Santos una segunda oportunidad sobre la tierra, resuelve tirársela cuadrando un multimillonario negocio ilegal por el que no solo tendrá que pasar prácticamente el resto de su vida en una cárcel de Estados Unidos, sino con el que además traicionó al resto de los desmovilizados de las Farc que no estaban en la jugada.

El episodio, en todo caso, pone a prueba el compromiso de la Farc con el acuerdo que firmaron. En lugar de andar hablando de montajes, insultando al Fiscal y acusándolo de inventar mentiras para tirarse la paz, ¿por qué no valoran serenamente las pruebas contra Santrich y le reclaman por su comportamiento traidor y atentatorio contra la estabilidad de los acuerdos? Dos personas acaban de reconocer que se equivocaron y que lo asumen: Mark Zuckerberg, creador de Facebook, por no haber tomado las precauciones necesarias para que Oxford Analytica no les robara los datos a los usuarios. Y el papa Francisco, porque, mal informado acerca de las verdades de la pederastia en Chile, no quiso recibir a sus víctimas. Reconocer los errores está de moda. (Lea la columna).

compartelo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

A %d blogueros les gusta esto: