Santos tenía que responder…


Aún si el “operativo” entre Santos (foto) y el Consejo de Estado hubiera fallado por las declaraciones del Procurador, había que salir a responder para que no quedara esa grave acusación bailando en el aire. El Presidente no podía aparecer a nivel internacional con la marquilla de querer acallar a una de las voces más duras contra varios de los acuerdos de La Habana. Aunque no mencionó al Procurador, se sabía que se trataba de mensajes a Bolívar para que los entendiera Santander…

“Qué daño le hacen a la justicia cuando califican de persecución política cualquier fallo, cualquier investigación, muchas veces sin ningún fundamento, simplemente por confundir a la gente… El Consejo de Estado (…) está conformado por magistrados y magistradas íntegros, que han demostrado esa integridad y que no aceptan presiones de ninguna índole, de ningún Gobierno, de ningún Presidente”, recalcó.

“Y no me atrevería yo, ni este Gobierno, nunca, a tratar de presionar a una Corte para que tome una decisión en un sentido o en otro”, dijo. “Les reitero mi absoluta y profunda convicción –y así he obrado estos cinco años y medio, y así obraré hasta el 7 de agosto del año 2018 cuando deje el poder–, de respetar en forma absoluta, tajante, contundente, la autonomía de la justicia”.

Los mismos analistas sostienen que el Procurador blindó su salida, al menos por el momento. La comunidad internacional tiene los ojos puestos en todos los protagonistas del proceso de La Habana.

compartelo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: