Cómo nació millonario engaño al Municipio


Esta es una historia de amor de doble faz que concluye con uno de los escándalos tributarios más grandes en la historia de Medellín, cuyo monto puede ascender a más de 20 mil millones de pesos, según el concejal Bernardo Alejandro Guerra (foto). Hasta el momento hay seis personas detenidas, pero faltan otras tres, más la pieza clave de todo este montaje, Carmen Gueto López, con cédula 38.299.987 de Montelíbano, Córdoba, quien antes de 2012 llegó como contratista a la Secretaría de Gobierno. Y luego en el 2012 lograron que la trasladasen a la Secretaría de Hacienda como coordinadora de Servicios Tributarios, y trabajó allí hasta el 4 de febrero de 2015, cuando decidió presentar su renuncia.

La señora Gueto López se fue del municipio, pero se llevó las claves del SAP que tienen toda la información confidencial de los contribuyentes, especialmente de los mayores deudores morosos. Durante 10 meses manejó con cuatro abogados una empresa CG (Carmen Gueto), de asesorías y consultorías jurídicas y tributarias, sin ser ni siquiera abogada, aunque adelantó algunos estudios de derecho en la Universidad de Medellín. De allí llamaban a los contribuyentes que estaban en prescripción. Cobraban Industria y Comercio, Predial y Obligaciones Urbanísticas. Según el concejal Bernardo Alejandro Guerra, esta estafa puede ascender a 20 mil millones de pesos, aunque la Fiscalía hablaba inicialmente de 2 mil millones.

 

compartelo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: