La deuda de la familia Fajardo


Para la memoria de los antioqueños, la empresa Fajardo Moreno no paga obligaciones urbanísticas desde que Sergio Fajardo (foto) fue Alcalde de Medellín, y en la actualidad, luego de varias alcaldías “amigas”, le debe al Municipio mal contados unos 30 mil millones de pesos, sin contar que han logrado adelantar proyectos en zonas donde se han invertido altas sumas de recursos públicos sagrados para estabilizar terrenos, amén de utilizar espacios públicos como escombreras y poner en alto riesgo a más de 50 familias en El Tesoro La Virgen, sin que la Alcaldía les diga ni mu a los pobres angelitos.

Pues la empresa ha estado al borde de la quiebra y el salvavidas se lo tiró la constructora Colpatria, que decidió, en contra de toda racionalidad empresarial, asociarse en cerca de cinco proyectos con Fajardo Moreno, que no aportaba case alguno. Pero, ¡oh, sorpresa!, la constructora Colpatria recibió poco después el contratico de casi 100 mil millones de pesos para construir la nueva conexión vial al túnel de occidente. Ahí fue donde se inmolaron Mauricio Valencia y compañía, pues para hacer esa tarea les tocó revocar ilegalmente ese mismo contrato que se lo había ganado otra empresa seria, a la que la Gobernación va a tener que indemnizar con más recursos públicos sagrados porque la misma Procuraduría ya lo conceptuó en ese sentido.

En primera instancia los transparentes habían sido destituidos y sancionados por once años. Aunque en segunda instancia se la bajaron a ocho meses. Sin embargo la cifra de la suspensión no opaca el nudo de irregularidades en esa adjudicación. Pese a todo, ellos regresan como si nada, porque su discurso de la transparencia está por encima de las leyes, que ellos también interpretan a su modo… A su favor, para sentirse airosos en sus escándalos.

 

 

Foto tomada de http://www.fotosimagenes.org

compartelo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: