Y el Gobierno guarda silencio


La periodista Salud Hernández se pregunta: ¿Cómo comenzó todo y por qué la desaparición de Paula Ortegón, ocurrida el 22 de octubre de 2014, en el corregimiento Tenerife, a tres horas de Palmira llamó la atención de “Pablo Catatumbo” y del resto del secretariado en La Habana, al punto de enviar una comisión a buscarla? ¿Por qué sustituyeron a la Fiscalía? Dice la crónica que como la Fiscalía no atendió las súplicas de la familia para que buscara a Paula, un pariente de la ganadera recurrió de nuevo a “Catatumbo”, en diciembre de 2014. Y narra que el integrante del Secretariado prometió ayudarle desde Cuba y en Nochebuena envió una comisión de la columna móvil “Víctor Saavedra” encabezada por Samir, alias el “Cojo” para encontrar a Paula viva o muerta. A Paula la asesinaron a garrotazos el mayordomo de la finca, su esposa y dos individuos más, quienes finalmente no fueron entregados a la justicia.

Esta grave y valerosa denuncia de Salud Hernández Mora plantea una serie de inquietudes, que el Gobierno está en la obligación de aclarar: ¿Los cabecillas de las Farc pueden continuar desarrollando y controlando sus actividades criminales desde La Habana, mientras siguen negociando? ¿Si pueden decidir sobre el secuestro de una ganadera, no iban a estar informados sobre el plan para masacrar a los 11 soldados en La Esperanza, en el Cauca? ¿No es hora que el jefe negociador del Gobierno, Humberto de la Calle (foto), les exija explicaciones a los cabecillas en La Habana, o les temerá que se pongan bravos? Esta denuncia de Hernández Mora exige una explicación del Gobierno… ¡No más silencios cómplices y cobardes!

Foto tomada de http://www.fotosimagenes.org

compartelo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

A %d blogueros les gusta esto: